Cómo salir con tu mejor amiga y romper el círculo vicioso

Lleva pasando toda la vida. Siempre, en todo grupo, ha habido un chico al que le gustaba una chica pero esta solo quería ser su amiga. Últimamente este fenómeno ha cobrado una gran relevancia en internet, y de ahí se ha extendido por todo el mundo. Generalmente se conoce con el nombre de friendzone, un término inglés expresamente acuñado para la ocasión y que significa ni más ni menos que “zona de amigos” o “zona de la amistad”. En esta guía vamos a ver cómo lograr lo imposible, cómo escapar de la zona de la amistad. No es una guía solo para hombres, si eres una mujer buscando ayuda estás en el lugar adecuado, también te diremos cómo conocer amigos tuyos más a fondo.

Cómo escapar de la zona de la amistad

La zona de la amistad no surge de cualquier modo. Hay varios mecanismos por los cuales las relaciones de amistad pueden quedarse estancadas como tal, una de las más comunes son los círculos de amigos mixtos. Estos círculos se forman en todos lados, pero son aún más frecuentes en aquellos donde por uno u otro motivo debe existir cierta camaradería entre los miembros del grupo. Tal es el caso de las cuadrillas que se forman en institutos, universidades y empresas. Si estás en uno de esos grupos mixtos, estás bien jodido porque las probabilidades de que acabes enamorándote de algún miembro del sexo opuesto son espectacularmente elevadas. Salir con tu mejor amigo suena muy bien y sin embargo es un verdadero quebradero de cabeza.

follamigosDeja a tu amiga y consigue una follamiga
Evitar las estafas de citas online

Cuando se entra en uno de estos grupos se hace sin mayor pretensión que buscar algo de apoyo ante una situación desconocida, una situación que nos inquieta o en la que consideramos que vamos a necesitar ayuda. No tenemos una intención inicial de entablar una relación romántica con nadie y de esa forma nos presentamos hacia los demás. Es muy difícil, si no imposible, cambiar esa percepción inicial, se trata de un auténtico grillete con bola que iremos arrastrando durante todo el tiempo en que vayamos desarrollando sentimientos hacia las personas que nos rodean.

Cómo escapar de la zona de la amistad es una pregunta que no tiene una agradable respuesta. Para escapar de la zona de la amistad hay que ser muy echado para adelante y no temer a los posibles daños colaterales que muy probablemente acaezcan. Si hace falta sacrificar todo el círculo de amistades, debes estar dispuesto a hacerlo por aquella persona a la que amas. Haz que él o ella te respete y que respete tus sentimientos.

ligar con tu amigaSe puede salir de la zona amigos

Cuando hayas tomado la decisión y sepas a ciencia cierta que puede llevar a cabo tal gesta, dirígete a la persona que te gusta y espétale en la cara una aserción tan honesta y tajante que no le quede duda de las acciones que vas a realizar a continuación. Un “hace tiempo que me siento atraído por ti” o un “no puedo seguir siendo solo tu amigo, quiero ir más allá junto a ti” no dan lugar a dudas sobre tus intenciones. Pero para salir con tu mejor amigo no basta con esto, en muchas ocasiones te dirán que no tienen intención de cambiar como son las cosas ahora, se aferran a la comodidad y a la seguridad, incluso cuando es posible que te correspondan. Es por ello que llegados a este punto hay que hacer un órdago de aúpa. Sé claro, conciso y abrupto si crees que ello te conviene. Dile que si no puedes entrar en una relación sentimental con él o ella, prefieres dejar el grupo ya que solo te estarías haciendo daño a ti mismo. Lee con cuidado sus sentimientos antes de hacerlo pues estás a punto de dejar de lado a todo tu grupo de amigos (aunque francamente, si esa persona te gusta, seguro que merece la pena, y hay más amigos por conocer ahí fuera).

Al dejar tu grupo de amigos estás invitando a que tome una decisión. Se dejarte ir o dar un paso adelante. Francamente esta es la única forma de cómo salir de la zona amigos con la que he visto a compañeros de trabajo tener éxito. No siempre funciona, y puede llegar a ser muy dolorosa. Pero en la vida no siempre se gana, no existe una panacea para conseguir a tu amado o amada. Hay que echarle agallas y arriesgarse. ¡Suerte!