Las 10 mejores frases que decirle a una mujer en un bar

Si las nuevas tecnologías no son lo tuyo, te estás haciendo viejo. Es mejor que espabiles y te pongas al día, pero mientras tanto puede que te interesen die frases con las que romper el hielo con una mujer. Cómo hablar con una chica no es nada fácil, ni en las grandes ciudades como Madrid y Barcelona, ni en los pequeños pueblos, por muy limitadas que sean sus oportunidades allí. Es por ello que creemos que esta guía os será de gran ayuda, al igual que todas las demás que hemos puesto a vuestra disposición.

“Hola ¿Qué tal?”

Hablar con una mujer cara a cara no es tan sencillo como hacerlo en la red. Es por eso pocos hombres se atreven a hacerlo y las mujeres encuentran tu atrevimiento entre intrigante y divertido. Puedes aprovecharte de esta tesitura para no forzar demasiado los sesos. Un simple “Hola. ¿Qué tal?” puede suponer un trabajo bien hecho, no lo olvides.

“Llamen un médico, se ha caído un ángel del cielo”

Mítica frase que si bien siempre causa simpatía, ha sido usada una y otra vez, hasta la saciedad, despojándola en cierta medida de su significado. sin duda harás que la chica a la que pretendas pretender, valga la redundancia, te agasaje con una sonrisa, y una que sea una cita y frase célebre, no te recomendamos abusar de ella, a no ser que tu personalidad sea cómica.

ser un ligonPuedes llevartelas de calle si eres un donjuan

“Hola guapa”

“Hola guapa”. Simple y al grano. Las intenciones quedan claras desde un primer momento. Una de las mejores formas de cómo hablar a una chica pues en seguida sabremos si ella puede llegar a estar interesada o no. No es una de las mejores frases de amor del cine pero sí que es útil para no perder el tiempo en flirteos que no llevan a nada y si ti tienes esa actitud chulesca que a tantas mujeres les pone.

“Hola, no sé me dan muy bien estas cosas… Me gustaría invitarte a una copa y charlar contigo”

Muéstrate un tanto vulnerable e inseguro, pero a la vez interesado por ella, y si le gustas, puede que te lo ponga fácil. Es una de mis frases favoritas y la uso cuando no sé qué decirle a una mujer, aunque hoy en día siempre intento ganármela en las conversaciones en línea.

Evitar las estafas de citas online

¿Sabes hacer masajes cardiovasculares? Creo que se me ha parado el corazón al verte

Otra de esas citas y frases célebres que se oyen a menudo pero que nunca cansa. Esta siempre funciona con mujeres de cierta edad, con la treintena superada hace ya. Es a la vez chulesca y cómica así que no la utilices si esa no es la personalidad que quieres exudar.

¿Esperas a alguien? Porque ya he llegado

Muy apropiada cuando se ve a alguna mujer sola disfrutando de una bebida. Esta frase cumple dos objetivos primordiales. En primer lugar muestra nuestros interés en ella, y no de una forma platónica precisamente. Por otro lado se le da a la mujer en cuestión la oportunidad de deshacerse de nosotros o de decirnos que en efecto espera a alguien y que nuestra presencia no es deseada en ese momento. Puede que aquellos aficionados a perder su tiempo insistiendo no vean esta frase con buenos ojos, pero un servidor sabe que las mujeres rara vez cambian de parecer, por lo que no merece la pena invertir tiempo cuando de antemano se nos ha dicho que la cosa no va a ningún lado.

Preguntar por algo que lleva puesto

“¿Son esos pendientes de Cartier?”, “Se te nota cansada, ¿acabas de salir de la oficina?” o cualquier otra frase que se nos venga a la cabeza y con la que podamos iniciar una conversación. Que no te preocupe el tema, simplemente deja que hable de ella y que desahogue. tú por tu parte escúchala con atención y mantén una buena presencia. Es importante no solo en las webs de citas.

Qué decirle a una mujer: otras tres buenas frases

Si piensas con un poco de detenimiento verás que las frases para ligar salen de forma natural, pero por si acaso tu musa te ha abandonado y no te sientes inspirado, aquí tienes tres frases salvavidas: “¿Qué hacer una monada como tú en un sitio como este?”, “Estaba esperando a que llegase mi día de suerte, gracias por estar aquí hoy” y “¿Has visto a las demás mujeres? Creo que se sienten amenazadas por tu belleza”.